El Feng Shui y la escuela del Hemisferio Sur II
Reduciendo el argumento a lo absurdo 
Por Ray Harris 

(Parte 2 de 5)

Recuerde: El Ecuador es una convención.
Debemos reconocer que la división de la Tierra en hemisferios es solo una convención, un producto del pensamiento humano, un acuerdo realizado por los miembros de nuestra civilización. Así como estamos de acuerdo que hay hemisferios Norte y Sur, también estamos de acuerdo que hay hemisferios Occidental y Oriental, y todos son el resultado de convenciones cartográficas, no los fenómenos reales.

Si usted es nativo de un país ecuatorial, usted no está consciente del ecuador, nada marca su presencia. No hay ningún cambio súbito: la Luna no sale de repente al revés y las estrellas no cambian abruptamente. Uno no puede decir que cruzando el ecuador las estaciones cambian violentamente de verano a invierno o primavera a otoño. La idea de un ecuador lleva a pensar en términos de Hemisferios Sur y Norte. La longitud de Cero Grados marcados con Greenwich, Inglaterra, nos hace pensar en hemisferios Oriental y Occidental. También así como se pensó en Roma como el centro del mundo antiguo y en términos de Europa Occidental y Europa Oriental.

Para los propósitos de Feng Shui mejor se podría dividir el planeta en tres zonas distintas: la Polar (90 a 66 grados 30 minutos de latitud), la Templada (De 66 grados, 30 minutos a 23 grados 30 minutos latitud), y la Tropical (De 23 grados, 30 minutos Sur a 23 grados, 30 minutos Norte). Estas zonas representan las condiciones climáticas de la Tierra más precisamente. Cada una tiene características distintas, por ejemplo, el cambio de los vientos orientales polares a los vientos del oeste de las latitudes medias a los vientos orientales de los trópicos. Los límites de estas zonas son marcados por los solsticios y el punto dónde el sol llega a su máximo Norte y su máximo Sur.

Seleccionando el Ecuador como su punto de referencia la Escuela del Hemisferio Sur está defendiendo una abstracción en lugar de algo que es real. Éste es un error elemental de lógica básica. Hay una regla en lógica que dice que cuando una proposición es empujada a un extremo se sostiene o se descubre que es absurda o falsa.

Permítanos suponer que usted es un practicante de Feng Shui que vive en Singapur y usted ha aceptado la Escuela del Hemisferio Sur. Le piden que analice la casa de un cliente en una nueva plantación de caucho localizada en las colinas de Kota Padang en Sumatra Oriental. Usted ubica Kota Padang y se da cuenta que su latitud es 0 grados, 2 minutos Sur. Usted sabe que la propiedad tiene de 3 a 4 kilómetros al nordeste, lo que la ubica muy cerca del Ecuador. Usted hace algunos cálculos y descubre que el Ecuador de hecho atraviesa la plantación. ¡Es más, usted se da cuenta que la casa está precisamente plantada en el Ecuador! Usted aplica diligentemente las técnicas del hemisferio Sur a la mitad del sur de la casa y las técnicas del hemisferio Norte a la parte norte de la casa y descubre que tiene dos sectores Kan, Qian y de Gen y ninguno Li, Xun y Kun: Algo absurdo e ilógico. Quizás usted intente partir la casa en dos modelos matemáticos separados, pero ¿Cómo se precisa el Ecuador dentro de un metro o menos? ¿Es esto técnica y factiblemente posible? Si no lo es, entonces se vuelve otro absurdo.

También permítanos asumir que su cliente le presenta a un político local que quiere el análisis de su casa. La casa del político está en la capital regional de Padang, totalmente al sur del ecuador. Sin embargo, usted descubre que este cliente nació en Jambak, un pueblo que se asienta totalmente en el ecuador. Usted averigua la fecha de nacimiento, que fue el 8 el 1950 de febrero a las 2 AM, pero usted está inseguro cuál hemisferio nació la persona. ¿Qué usted hace? Como un abogado de la Escuela del hemisferio Sur, usted debe tocar el violín con el calendario porque la respuesta a la pregunta es crítica a la lectura de los Cuatro Pilares que le fue pedido hacer. ¿Pero además cómo decide usted cuál ecuador usar cuándo hay cinco de ellos?

El ecuador Geográfico es, como previamente se mencionó, una estructura de invención humana. Es una convención útil pero arbitraria creada por cartógrafos. Es así útil para medir la latitud de una manera similar a la longitud. El verdadero Norte pudo así fácilmente asignarse a 0 grados y el verdadero sur a 180 grados.

El ecuador Geomagnético está a mitad de camino entre los polos magnéticos. Es medido según la fuerza del campo relativa de cada polo. El campo geomagnético es un mecanismo complejo en un estado de flujo constante; esto causa que el ecuador Geomagnético parece oscilar. Puede estar desde 15 grados Norte hasta y 15 grados Sur. Esta oscilación no es uniforme. Está marcada en un mapa Isoclínico en términos de latitudes geomagnéticas.

El ecuador Climático es conocido como la Zona Convergencia Intertropical o ICZ, una línea cambiante que separa las altas y bajas del barómetro con origen en el hemisferio Norte de aquellas de origen en el hemisferio Sur. Estos modelos del clima constantemente cruzan el ecuador por lo que la línea que representa el ICZ oscila al azar sobre y debajo del ecuador. Un monzón indio puede empujar el ICZ tan al norte como hasta el lejano Trópico de Cáncer.

El ecuador Solar es el punto medio entre los solsticios. Desde la perspectiva de la Escuela del Hemisferio Sur éste es “el verdadero punto medio” porque su método está basado en la primacía del efecto de distribución de la radiación solar. Sin embargo, con este sistema usted tiene que verificar las pequeñas perturbaciones en la rotación de Tierra conocidas como las “libraciones”. Las más interesantes se llaman “nutación” y “movimiento polar”

La nutación marca un ciclo de 18 años con un tambaleo de aproximadamente nueve segundos de arco. El movimiento polar tiene dos ciclos más pequeños de 12 y 14 meses que marcan 0.1 a 0.2 segundos de arco aproximadamente. Este tambaleo causa un cambio en las posiciones nominales del solsticio del ecuador solar Un cambio de un segundo de latitud son aproximadamente 31 metros. La nutación crea un movimiento de casi 275 metros.

¡Tal cambio hará que la casa de la plantación cambie de un hemisferio a otro periódicamente! De hecho, el ecuador solar se mueve en una proporción constante de aproximadamente 15 metros por año. El movimiento polar puede causar cambios de hasta 9 metros, bastante para causar los problemas serios dentro de un edificio si las irregularidades no se tienen en la cuenta por un buen análisis de Feng Shui. (Debido al movimiento polar, se requieren ajustes regulares a la latitud geográfica y longitud cartográfica.)

Innecesario es decirlo, todos los factores anteriores ejercen un efecto crítico en el cálculo correcto de números anuales y mensuales. Estos argumentos pueden parecer como tomar muchos pelos a la vez, pero ellos son la consecuencia lógica de las teorías de la Escuela del Hemisferio Sur.

Ellos deben contestar si las proposiciones de esta escuela tienen alguna validez. Quizás el hecho que las regiones ecuatoriales son relativamente subdesarrolladas ha ahorrado hasta ahora a los practicantes del hemisferio Sur la perturbación de chocar con sus habitantes. Esto cambiará cuando el Feng Shui se haga más popular en América del Sur. Nosotros podríamos usar Quito, la capital de Ecuador, como un ejemplo.

El problema es que tanto los consultores del hemisferio Sur, como aquellos que practican el método tradicional claman que su sistema funciona. Claramente ambos métodos no pueden ser correctos. ¿Cómo podemos distinguir cuál es el verdadero? ¿A quién debemos creer?

Unas escuelas del Hemisferio Sur reestructuran el Bagua y Luopan para satisfacer sus argumentos. También ajustan el calendario lunar para empezar seis meses antes o después. Pero ¿Se debe ajustar el calendario hacia atrás o hacia delante? Una decisión crítica, porque la respuesta cambia los Tallos y Ramas de los meses. Esta variación cambia el Tallo y Rama del año actual también. Es decir, 2001 ya no es el año de la Serpiente en el Hemisferio Sur.

Algunas escuelas del Hemisferio Sur solo cambian el Bagua mientras que otras solo reestructuran el Luopan, donde por ejemplo, las 24 estrellas permanecen inalteradas, tal como están en el calendario original.

Hay escuelas del Hemisferio Sur que invierten los valores de la Secta del Sombrero. Esta variación usa la puerta delantera para orientar la estructura del Bagua. Li se vuelve el “sector de la carrera” y Kan se vuelve el “sector de fama”. Otra variación es mantener la Secta Negra tradicional Bagua pero orientarlo según el “sector de la fama.

¿Confundido? Yo no estoy sorprendido. Pero hay aún más confusión: Algunos de estos sistemas son promovidos a veces por un mismo practicante. ¿Cómo puede ser todo esto correcto? 

El argumento de la “intención”. Este argumento declara que la “intención” de un practicante determina todo. Este concepto se usa principalmente por los abogados de la Secta del Sombrero Negro. El argumento dice que si usted cree entonces el sistema funcionará. Pero esto es absurdo. ¿Por qué crear un nuevo sistema si la intención es el factor principal? Ciertamente si usted también piensa que en el sistema tradicional para trabajar basta con la intención, entonces así será. Esto también significa que podemos crear cualquier cosa que nosotros escojamos porque nuestra “intención” le hace trabajar. El argumento es un completo sin sentido porque se aplica igualmente a todos los sistemas y por consiguiente no demuestra nada.

La prueba de la experiencia. Los practicantes que usan sistemas radicalmente diferentes afirman que sus trabajos funcionan. Todos son igualmente firmes cuando son cuestionados. Sin embargo yo no he oído hablar de un practicante que haya realizado un experimento controlado o quién haya demostrado concluyentemente si uno u otro sistema trabajan o no. Nadie, que yo sepa, ha realizado un experimento estricto, aislando una cura y probado el funcionamiento de la Secta Negra, la Escuela del Hemisferio Sur o los sistemas tradicionales de una manera rigurosa. Hasta que esto no se haga que todos los argumentos permanecerán como meramente anecdóticos.

Una consulta típica incluye varios remedios. Pruebe usar una sola cura en el modo tradicional o como lo propone la escuela del Hemisferio Sur. Por ejemplo, ponga un acuario en el sudeste durante un mes, muévalo al nordeste en el próximo, y vea lo que pasa a su riqueza. O use dos mapas de Estrellas Voladoras y ponga las curas alternadamente según cada mapa.

Desgraciadamente, el problema es mucho más complicado. Según algunos, el trabajo de las curas de basó en un laberinto complejo de razones, algunas de las cuales incluyen pureza de acción, efectos de destino, y claridad de intención.

El Feng Shui no es una ciencia completamente mecánica. No puede ser posible encontrar todas las pruebas dentro del propio Feng Shui. Por consiguiente, el problema es trabajar una metodología aceptable.

La prueba independiente Algunos practicantes trabajan con la kinesiología para confirmar la eficacia de Feng Shui. La Kinesiología emplea la medicina china tradicional como uno de sus fundamentos. Usa una serie de pruebas musculares para indicar si un remedio trabaja o no. Si no está funcionando el músculo se debilita; si está funcionando, será fuerte. Las recientes investigaciones indican que el método tradicional de Feng Shui es el verdadero sistema. Sin embargo, para eliminar el error haría falta una serie pruebas, incluyendo kinesiólogos especializados e imparciales para acompañar a los practicantes. ¿Estarán los abogados del cambio dispuestos a someterse a esta prueba?

En una conferencia sobre Feng Shui una practicante de la Escuela del Hemisferio Sur comentó que ella había visto una demostración de kinesiología que enseñaba a todos los participantes como el método del Feng Shui Tradicional reaccionada positivamente a las diversas pruebas ¡Un comentario que contradijo su propia práctica!

El peso de prueba El peso de la prueba recae en aquellos que proponen algo nuevo. Este artículo exige a esos practicantes que defienden un cambio de los métodos tradicionales que prueben sus cambios. No es suficiente confiar en evidencias anecdóticas: Tienen que demostrarlo. Pero claro primero estos abogados del cambio deben decidir entre ellos cuál de sus sistemas es el “correcto”

La confusión pública En cualquier otra disciplina se debe demostrar la integridad de un nuevo sistema a los colegas antes de enseñarla públicamente. Desgraciadamente el Feng Shui no tiene ninguna asociación profesional creíble y ningún sistema de acreditación profesional. Cualquiera puede enseñar algo, puede llamarlo “Feng Shui” y no ser condenado. Ya hay bastante confusión entre las variaciones del sistema tradicional sin agregarle nada más, pero a nadie se le ocurre proponer diferencias tan radicales como a la Escuela del Hemisferio Sur, con la excepción quizás de la Secta del Sombrero Negro.

Cada mes ve un nuevo libro, muchos de los cuales contradicen Feng Shui tradicional. El público asume una actitud justificadamente cínica sobre Feng Shui al ver un constante choque, y diferencias aparentemente irreconciliables. Es sentido común que un solo sistema debe ser el correcto y los otros errados.

Resumen
En resumen podemos considerar la Escuela del Hemisferio Sur como falsa por las razones siguientes:

1- El argumento del clima no aplica a todos los climas de un hemisferio dado.

2- Las asociaciones estacionales del Bagua del Cielo Posterior son sólo coincidentes para las zonas templadas en el Hemisferio Norte. Ellas deben considerarse por consiguiente como el incidentales y no como asociaciones primarias.

3- El Bagua del Cielo Posterior alterado pone Li en la posición del norte magnético y celestial, lo que es directamente contrario a su significado tradicional.

4- Las asociaciones tradicionales permanecen válidas globalmente.

5- La Escuela del Hemisferio Sur contiene argumentos absurdos.

6- Ninguna prueba concluyente ha sido presentada para validar las teorías de la escuela del Hemisferio Sur. Por consiguiente ellas siguen siendo el rumor.

7- Los abogados del Hemisferio Sur no han proporcionado un sistema de acuerdo general. Tienen varias versiones que se contradicen entre sí. Hasta que estos puntos no se aclaren, el método tradicional es el único sistema éticamente válido y por consiguiente el único que debe promoverse y usarse públicamente.

Conclusión. La intención de este artículo es examinar el problema de la Escuela del Hemisferio Sur con algo de detalle. También es desafiar a estos practicantes para demostrarlo y contestarles en detalle sus propuestas. Yo dudo que haya una contestación seria porque las respuestas están estancadas. La segunda razón para escribir este artículo es informar a los lectores interesadas y para darles material con que cuestionar a los miembros de la Escuela del Hemisferio Sur. Yo espero que esto revuelva el asunto. La situación presente de sistemas contradictorios es bastante absurda. Espero que los abogados del Hemisferio Sur respondan con una defensa detallada. Sin eludir el problema del ecuador. Y si no pueden, entonces están obligados a retirar su sistema de la circulación. ¡Pero espera! ¡Hay más!

Ray Harris
University College London
Copyright © 1999 Ray Harris

Pin It on Pinterest

Share This