La Inclinación Solar

La Inclinación Solar 
Por Arq. Mikel Barriola 

La «escuela» feng shui del hemisferio sur (EDHS) basa de manera fundamental parte de sus argumentos, en la inclinación de los rayos solares de manera invertida sobre los hemisferios norte y sur de nuestro planeta. Sin embargo esto es bastante simplista, definitivamente errado, y solicita una revisión de geografía elemental antes de continuar con más planteamientos.

EDHS: «En el hemisferio norte, los rayos solares están inclinados hacia el sur y es por eso que el elemento Fuego ahí se relaciona con el sur. En el hemisferio sur los rayos solares están inclinados hacia el norte, por lo que el Fuego debe relacionarse con el norte, y los esquemas deben invertirse»

MB: En primer lugar debemos comprender que hay una división más real que la dada por el ecuador al partir la Tierra en dos simples hemisferios, y es la que define el planeta en zonas polares, zonas templadas y zonas tropicales. Las zonas polares están comprendidas entre el círculo polar y el mismo polo. Hay dos zonas polares, una norte y otra sur. Las zonas templadas están definidas entre el círculo polar y los trópicos. Los trópicos son los puntos de mayor elevación solar y donde se producen los solsticios. El trópico del norte es llamado Cáncer y el trópico del sur Capricornio. Hay por lo tanto dos zonas templadas, una norte y otra sur. La zona intertropical es una, está entre los dos trópicos y en su medio está el ecuador.

El sol tiene dos movimientos aparentes sobre la superficie de la Tierra. Uno de este a oeste y otro de norte a sur. En su movimiento de norte a sur el sol se desplaza desde el trópico de Capricornio hasta el trópico de Cáncer y cuando va de norte a sur se desplaza del trópico de Cáncer al trópico de Capricornio. En las zonas templadas del norte los rayos del sol siempre tienen una inclinación sur, y en las zonas templadas del sur los rayos del sol siempre estarán inclinados hacia el norte. Pero en la amplia zona tropical el sol se inclina una parte del año al norte y otra parte del año al sur.

Quiere decir que en el hemisferio norte los rayos solares también pueden estar al norte, y en el hemisferio sur los rayos del sol también se proyectan desde el sur, por lo que un fenómeno natural, común y corriente y muy conocido, pero siempre obviado por la «escuela» sur contradice y derrumba totalmente su supuesto fundamento: En el hemisferio sur también el Fuego viene del sur. Lo más grave es que el sol a veces está al norte, a veces al sur y a veces ni al norte ni al sur, lo que convierte en un laberinto a una posible escuela del hemisferio sur.

EDHS: «El sol reparte su luz de manera equitativa sobre cada punto de las zonas tropicales solo dos días al año, con seis meses al norte y seis meses al sur, y que sólo en esos dos días, los equinoccios del 21/3 y 21/9, no se podrían calcular el número kwa y no se podría practicar feng shui en el ecuador»

MB: Esto tampoco es correcto. El sol está inclinado medio año hacia el norte o el sur sólo a la altura del ecuador. En todos los otros puntos de la eclíptica, en las zonas tropicales, la cantidad de días que el sol está al norte o el sur es variable. Por ejemplo en Caracas el sol está al norte unos 2 meses y medio y al sur unos 9 meses y medio, no medio año y medio año.

La «escuela» del hemisferio sur es un sistema que de entrada tiene dos tremendas fallas visibles y admitidas. Para los nacidos el 21 de marzo o el 21 de septiembre, al estar el sol de manera perpendicular sobre el ecuador, no habrá número kwa ni Feng Shui con que orientarse esos días. Sería el primer sistema astrológico en la historia de la humanidad que propone tales carencias. Pero ojo, hay más. En el momento de los solsticios el sol arroja su luz de forma perpendicular sobre los trópicos de Cáncer y Capricornio, es decir ni al norte ni al sur, por lo que hay que sumar dos latitudes más y dos días más en los que quienes nacen ese día no tendrán número kwa. Pero cuidado ¡Hay más! Todos los días del año el sol proyecta su luz de manera perpendicular sobre algún meridiano de la zona intertropical. Es decir, ni al norte ni al sur.

Por ejemplo, en Hong Kong, gran parte del año tendrán el sol al sur y una pequeña parte del año tendrán el sol al norte, es decir que esta importante ciudad china en el hemisferio norte, tiene condiciones solares similares a muchas del hemisferio sur, como por ejemplo Río de Janeiro, sin importar si están «de la línea para arriba o de la línea para abajo» Hong Kong tendrá además dos días al año en el que no podrán calcular sus números kwa al estar el sol de manera perpendicular sobre la ciudad. No sabemos de nadie en Hong Kong a quien se le haya ocurrido proponer tan extraño sistema. Esto tristemente parece solo destinado a los países sudamericanos y próximamente a los sudafricanos.

Según esta «escuela», se deduce que todos los días del año habrá una franja meridiana de unos 30 kilómetros de ancho alrededor del planeta en donde, como el sol es perpendicular y no proyecta su luz ni al norte ni al sur, quienes nazcan esos días y en esas franjas no tendrán números kwa ni se podrá practicar el feng shui Esto sucederá los 365 días del año a lo largo de toda la zona intertropical. Habrá que hacer unas efemérides para tan curiosas latitudes, una por día, todos los días del año.

Por ejemplo en Caracas, el 12 de Agosto aproximadamente, se recibiría la luz del sol de manera perpendicular. Ese sería su primer «eclipse». A partir de ahí tendría 76 días de sol del norte, por lo que aun siendo una ciudad del hemisferio norte, habría que aplicarle el sistema del hemisferio sur. Paradójico ¿No? El 28 de Octubre tendría su segundo día hueco sin kwa por tener el sol de manera perpendicular.

A partir de ahí tendría 104 días de sol al sur, cuando practicaríamos el feng shui del hemisferio norte, hasta nuevamente el 12 de agosto, cuando comienza de nuevo el tortuoso ciclo. Pero honestamente no creemos que entre los caraqueños prospere tan dudoso sistema, el cual debería ser aplicado a gran parte de Latinoamérica, hemisferios norte y sur, y ciudades como Río de Janeiro, Lima, La Paz, Quito, Bogotá, San Juan de Puerto Rico, Santo Domingo, La Habana, Panamá, San José, Tegucigalpa, Managua, así como en Arica e Iquique en el norte de Chile. También ciudades como Bombay, Calcuta, Saigón, Singapur (Un bastión del Feng Shui Clásico) y la mitad de Taiwán (Otro bastión) deberían someterse a dicha idea.

¿Cómo no se les ocurrió a los sabios chinos esto? ¿Cómo no se detuvieron los practicantes del feng shui en Hong Kong, Taiwán y Singapur en estos aspectos? El hecho de que China está en la zona templada norte ¿Impidió a los chinos a plantearse el problema de las estaciones de manera global? Los astrónomos chinos que identificaron muchas más constelaciones que cualquier otra civilización antigua ¿No se percataron que nuestro planeta tenía un hemisferio sur? Claro que lo conocían, pero nunca modificaron un Luo pan o un Luo shu. ¿Eran unos amateurs? ¿Falsos expertos? ¿Propagaban ideas engañosas? ¿En qué fallan Eva Wong, Yap Chen Hai, Joseph Yu, Raymond Lo y Larry Sang cuando rechazan la escuela del Hemisferio Sur? ¿En manos de quien están las actuales modificaciones?

No existen verdaderos Maestros que practiquen tal inversión. No hay literatura antigua erudita ni moderna decente que aclare geográfica e históricamente la «escuela» del sur. Solo interpretaciones parciales, vagas, sin descripciones precisas que incluyan gráficos, planos, números, mapas o tablas. Nos dan pobres explicaciones sin especificaciones técnicas o con sesgadas referencias a los clásicos, ¡los cuales no dicen una palabra sobre la inversión del Luo shu! Y varios cientos o miles de años son suficiente tiempo para que los expertos chinos hayan pensado en esto. No hay donde acudir. No hay nada. No existen mapas de Estrellas Voladoras, el sistema de Feng Shui Clásico más avanzado, adaptadas al Sur. Pero si alguien las inventara podría venderlas a los más desprevenidos, pero difícilmente a los estudiosos. Insistimos en lo fundamental: Las formas se adaptan, la astrología se mantiene.

Un arquitecto puede perfectamente proyectar una casa totalmente adaptada a la zona templada del hemisferio sur, orientada al norte y respetando de manera perfecta la escuela de las Estrellas Voladoras del Feng Shui Clásico. ¿Cuál es el problema?

Quien tenga un manejo elemental de las cartas estelares se dará cuenta que las casas con orientaciones norte o sur tienen las mejores estructuras energéticas («Montaña y Agua Favorables», «Suma de Diez», «Combinaciones» y «Doble Estrella Predominante»), por lo que en la zona templada sur se puede orientar una casa hacia el norte y aprovechar una de estas buenas cartas. Ambos planteamientos ya han sido resueltos perfectamente ¿Dónde está la contradicción? Los mismos chinos construyeron así hace siglos en el hemisferio sur.

Y aún esto no es absoluto. El pájaro hornero que habita el templado sur de Argentina construye sus nidos con la entrada hacia el sur, lo que sería un pecado para la «escuela» del hemisferio sur «porque el sol está al norte» ¿Estará violando las leyes del Tao la infeliz ave? No, sencillamente los vientos del lugar le impiden usar la dirección norte y el sur es simplemente mejor. En Constantinopla, templado norte, actualmente se construye una inmensa biblioteca, rememoración de la antigua, y su fachada principal llena de ventanas, ¡tiene una orientación norte! ¿Se equivocaron los arquitectos de este ultramoderno y ecológico edificio? Porque según la «escuela» del hemisferio sur sus ventanas deberían dar hacia el sur. ¿Caerá sobre ellos la maldición del Emperador Amarillo? No, simplemente las condiciones arquitectónicas y climáticas locales indican que esta orientación es la mejor. Entonces no hay que dejarse confundir, ni mucho menos usar la inclinación solar móvil para proponer una escuela estable y decente.

El Feng Shui Clásico respeta el clima. El Feng Shui Clásico respeta la geografía. El Feng Shui Clásico respeta las estaciones. El Feng Shui Clásico respeta los hemisferios. El Feng Shui Clásico respeta al ser humano. El Feng Shui Clásico respeta la inversión de las estaciones y de los rayos solares. Lo hace y tiene perfecta aplicación global. Esa es su belleza. Esa es su fuerza.

Copyright © 2001 Mikel Barriola

Hemisferios y Ecuador

Hemisferios y Ecuador 
Por Arq. Mikel Barriola 

La escuela del feng shui adaptada al hemisferio sur basa parte su fundamento en la inversión de las estaciones entre ambos hemisferios. «Mientras que en el hemisferio norte es invierno en el hemisferio sur es verano; mientras que en el hemisferio norte es primavera, en el hemisferio sur es otoño, por lo que los esquemas deben invertirse», dicen en sus planteamientos. Sin embargo habría que analizar con más detalle algunos de estos aspectos.

El ecuador parece ser una de las claves para descubrir la validez o intrascendencia de la escuela del hemisferio sur. Se debe encontrar una respuesta simple y contundente sobre el tema, que despeje dudas y permita una sana reflexión sobre la inversión de las estructuras astrológicas. Sería prudente que quienes proponen el cambio no eludan el problema y se esmeren en dar una respuesta sólida, sustentada en un análisis realmente profundo y sin grietas. Luce algo precipitado comenzar a trabajar en un feng shui del hemisferio sur, sin por lo menos haber aclarado honestamente y sin ninguna duda el nudo gordiano que representa el ecuador.

El luo shu nos habla de los ciclos universales, y ha sido organizado de manera acoplada a una brújula. La brújula (Palabra más apropiada para el feng shui que compás) es una aguja imantada con un polo positivo y otro polo negativo. Si estamos en el hemisferio norte su punta positiva es atraída por el polo norte negativo, por lo que usamos el luo shu tradicional. Si estamos en el ecuador su punta positiva es atraída por el polo norte negativo, por lo que usamos el luo shu tradicional. Si estamos en el hemisferio sur su punta positiva es atraída por el polo norte negativo, por lo que usamos el luo shu tradicional. Esto es coherente.

Pero supongamos que la brújula se invirtiera al pasar el ecuador, lo que significaría el absurdo de un cambio de polaridad a la altura del ecuador. En el hemisferio norte su punta positiva sería atraída por el polo norte negativo, por lo que usaríamos el luo shu tradicional. En el hemisferio sur su punta positiva sería atraída por el polo sur negativo, por lo que usaríamos un luo shu invertido. Pero quedaríamos atrapados en el ecuador. Ahí tendríamos que usar un luo shu con dos sectores Cielo, dos Agua y dos Montaña, por lo que el absurdo original ahora se duplicaría.

La brújula no se invierte, el luo shu no debe invertirse. La escuela del hemisferio sur dice que los números kwa astrológicos personales también deben invertirse. Pero el invertir los números kwa podría significar una proyección a los otros sistemas astrológicos. Hasta ahora quienes nacían bajo el signo de Aries, Piscis, Acuario, Capricornio, Sagitario, Escorpio, etc. en el hemisferio norte hubieran tenido el mismo signo si hubieran nacido en el hemisferio sur. Pero como habría que hacer los cambios con las estaciones y Aries es primavera en el hemisferio norte, pues quien nació en ese mismo día en el hemisferio sur sería Libra. Y Piscis sería Virgo, Acuario sería Leo, Capricornio sería Cáncer, Sagitario sería Géminis y Escorpio sería Tauro. ¿Alguien escuchó que alguna vez tal proposición prosperara? Pues esa es una de las consecuencias de invertir los términos.

También habría que invertir todos los valores de la otra gran escuela de astrología china: El Zi Wei Dou Shu. Se supone también que habrá que invertir los 64 Hexagramas del I Ching, el libro sagrado. ¿Alguien se atreve? ¿Y qué va a pasar con la medicina china tradicional? ¿Están invirtiendo los practicantes de acupuntura los meridianos Fuego por los meridianos Agua en el hemisferio sur? Demasiadas dudas.

Por cierto que siempre quedaremos atrapados en el ecuador. Alguien que nace en el ecuador bajo el signo de Escorpio para el norte y Tauro para el sur ¿Qué signo será? ¿Una especie mutante? Recordemos que la inversión de los símbolos está asociado con la magia negra. ¿Será correcto invertir el crucifijo en el hemisferio sur?

Ubiquémonos en la ciudad de Quito por un momento. Estamos frente a dos casas que están una al lado de la otra. Ambas tienen la misma orientación. Ambas reciben el mismo sol. Ambas reciben la misma lluvia. Ambas reciben el mismo viento. Pero son distintas. Una está en el hemisferio norte y otra en el hemisferio sur, por lo que para una se usa un luo shu norte y para la otra un luo shu sur. ¿Tiene esto sentido para casas con idénticas condiciones? ¿Y qué pasa con la casa del frente que está plantada sobre el mismo ecuador?

Siempre nos preguntamos por qué tanto enredo. El feng shui debe adaptarse al clima y las formas. En las zonas templadas del hemisferio norte, en general una orientación hacia el sur suele ser favorable. En las zonas templadas del hemisferio sur, un general una orientación hacia el norte suele ser favorable. Nadie está negando eso, que es lo básico y fundamental.

Lo que no tiene sentido es que, siendo la Tierra un grano de arena en el universo, se pretenda invertir los sistemas astrológicos. Las Formas se adaptan (O invierten, si tanto angustia da esa palabra), la Astrología se mantiene.

Sin embargo la globalización también tiene sus cosas buenas y los vasos comunicantes de la tecnología y el conocimiento son imposibles de cortar. Decenas personas agradecidas ya han recibido instrucción en el hemisferio sur sobre Feng Shui Clásico y manejan conceptos bastante avanzados. Con generosidad y amplitud se irán difundiendo los verdaderos y auténticos conceptos del milenario arte chino de la armonía con el hábitat.

Somos amantes del Feng Shui Clásico, porque podemos aplicarlo sobre la base de sus conceptos energéticos más puros, Madera, Fuego Tierra, Metal y Agua, con las expresiones autóctonas del sitio e incluso con la simbología china, que puede usarse respetuosamente Eso no nos impide la correcta aplicación del Feng Shui Clásico. De ahí su belleza y coherencia, que nos invita a mantenernos motivados en el estudio, la práctica y la difusión de los auténticos valores del Feng Shui Clásico.

Arq. Mikel Barriola, Septiembre 2001.

Feng Shui en el hemisferio Sur

Feng Shui en el hemisferio Sur 
Por Maestra Eva Wong 

La gran pregunta: ¿Los principios del feng-shui, originado en el hemisferio norte, necesitan ser adaptados al hemisferio sur? Muchas personas me han hecho esta pregunta, y muchas personas han elaborado sus respuestas. Estas son mis contestaciones.

En lugar de decir sí o no, yo pienso que necesitamos primero especificar qué tipo de feng shui clásico se está intentando aplicar y entonces decidir si necesitamos hacer modificaciones o no.

l.- Por encima de todo, el feng shui es la influencia de las formas (ti – li) en la energía de un espacio. San Yuan, Xuan Kong y San-he (escuelas), nos dicen que debemos evaluar primero la tierra. Según esto, la tierra es la tierra, si usted está en el hemisferio norte o en el hemisferio sur. La misma estructura de los modelos de montaña determina si una montaña es una vena del dragón -ya sea el Himalaya, los Andes o los Alpes Suizos. Igual es para los dragones de agua en los ríos. Así que, en lo que se refiere al reconocimiento de las Formas o el Paisaje, los principios son iguales en todas partes.

2.- Después de que usted identifica el aliento del dragón, los dragones de agua, y los reguladores de energía, estará usando el Luo Pan para determinar la dirección de las formas en referencia a un sitio. Esto incluye las 24 direcciones. La dirección de la brújula en relación a las formas del lugar determina qué tipo de energía (benéfico o maligno) entra en un sitio. Por ejemplo, si mirando el Luo Pan, nosotros encontramos el agua que el viene del norte nos trae la energía destructiva. Hasta donde yo sé, el agua que viene de una cierta dirección, es un agua que está viniendo de esa dirección sin tomar en cuenta dónde está usted parado. En otro términos, si usted está en el hemisferio sur o en el hemisferio norte, el norte todavía es norte y el sur siempre es sur -Beijing es norte para Shanghai en el hemisferio norte, y Lima todavía es norte para Santiago (Chile). Por lo tanto, en este sentido, los principios del uso de la Luo Pan para estudiar las formas deben ser iguales por todas partes.

3.-Veamos las construcción característica (chai-yun) de las Estrellas Volantes. Ambos San-yuan o Xuan Kong usan las Estrellas Volantes. De nuevo, las Estrellas Volantes son usadas al aplicar el Luo Pan. El Luo Pan es sólo una herramienta para determinar la dirección relacionada al cómo y qué tipo de energía entra en un sitio desde una dirección determinada. El sistema de las Estrellas Volantes está basado en un cuadro numérico. Usted incluso puede decir que las Estrellas Volantes son más un «número» que una dirección. Ya que nosotros no somos diferentes en el Norte y el Sur, yo no veo porqué el sistema numérico de las Estrellas Volantes necesitaría ser cambiado para el Hemisferio Sur.

4.-Yo pienso que mucho de la controversia norte-sur, proviene del mal entendimiento y del desconocimiento de los sistemas de feng shui clásico. Si nosotros examinamos cada aspecto de las grandes escuelas de feng shui, encontraremos que los principios son universales. El Feng Shui tuvo una pesada influencia del Taoísmo, y el Taoísmo es una filosofía de la naturaleza del universo, de cómo las cosas se relacionan con nosotros, y de cómo nosotros podemos vivir en armonía con las fuerzas de la naturaleza. Mi percepción es que los ancianos intuyeron principios universales, no sólo aplicaciones para el uso local.

5.-Finalmente, yo creo que la última palabra es la experiencia. Basado en lo que yo he trabajado en zonas residenciales, comerciales y feng shui de sitios de entierro en Hong Kong, China, Taiwán, Australia, Nueva Zelanda, América del Sur y América del Norte, San-yuan, Xuan kong, y San-he las predicciones han sido exactas. Y para abarcarlo todo, si hay cualquier problema, el caso de prueba serían los lugares a lo largo del Ecuador -ellos ni están en el norte o en el hemisferio del sur. Pero yo he trabajado en muchas casas en Singapur, y no he tenido ningún problema al aplicar los principios de las 3 escuelas clásicas. Por esto aseguro, a los amigos y estudiantes del Feng Shui en el hemisferio sur, si ustedes estudian y aprenden FENG SHUI Clásico, ustedes pueden aplicarlo en cualquier parte del mundo.

EVA WONG.
Escritora y maestra de Feng Shui Clásico de fama mundial, autora del libro «El Libro Completo del Feng Shui», uno de los pocos libros en español que aborda el más avanzado nivel del Feng Shui, la Escuela de las Estrellas Volantes. El interés de Eva Wong por el Feng Shui data de su infancia en Hong Kong. Fue aprendiz de un maestro de feng shui -su tío abuelo- desde los quince años. Actualmente reside en Colorado, Estados Unidos y es practicante de las artes taoístas -así como traductora de textos de esta filosofía- y escritora.

Copyright © 2000 Eva Wong

Feng Shui para el hemisferio Sur

Feng Shui para el hemisferio Sur 
Por Master Joseph Yu

He recibido muchas preguntas de Australia, Nueva Zelanda, Brasil, Argentina, Venezuela, África del Sur, Singapur y Malasia.

La pregunta es: «¿Podemos practicar el arte del feng shui sin modificaciones en el hemisferio sur y a lo largo del ecuador?”

Mi respuesta fue: «Sí. No hay necesidad de modificar la técnica convencional que usamos en China. Los principios del Feng Shui y formas de asesoría son las mismas en todas las partes del mundo. A lo mejor hay dos lugares en la tierra dónde no se puede practicar éste arte y esos dos lugares son el Polo Norte y el Polo Sur. Son puntos peculiares. En el polo norte, todas las direcciones marcan sur y en el polo sur, todas las direcciones marcan.»

Mi respuesta no está basada solamente en la teoría, sino en datos de otros profesionales y en experiencia propia. Si examinamos el fundamento del Feng Shui, descubriremos áreas que nos quitan las dudas de la respuesta basada en la experiencia.

  1. Los Cinco Elementos:

No necesitan modificarse. Cómo simbolizan formas de energía, no varían en distintas partes del Universo. No obstante, debemos saber que las palabras que usamos para representar a dichas energías son únicamente palabras que de manera satisfactoria nos muestran el comportamiento y el carácter de ésas energías.

  1. Yin y Yang:

    Es un concepto universal de cualidades en contraste y no debe modificarse. Existe un error común al clasificar el yin y el yang. Alguna gente piensa que montaña es fuerte mientras que agua es débil y por lo tanto, montaña es yang y agua es yin. No es verdad. En Feng Shui, nos referimos mucho a movimiento y quietud. La Montaña es quieta mientras que el agua se mueve. Lo que es quieto es yin mientras que lo que es móvil es yang. Por lo cual el agua debería considerarse yang mientras que la montaña yin cuando se comparan [1].

  2. El Ba Gua:

    Aquí me refiero al Hou Tian Ba Guadel Rey Wen que se usa en Feng Shui. Esto normalmente se traduce como «El Ba Gua del Cielo Anterior».

    Esta es una traducción textual: Xian = Temprano, Hou = Tardío, Tian = Cielo

Pero las palabras «Hou Tian»y «Xian Tian» son palabras compuestas hechas de dos signos y «Hou Tian» no significa «Cielo Tardío».

Xian Tian significa «Original», «Nacido con», «Ocurre naturalmente».
Hou Tian significa «Posterior», «Adquirido después de», «Asimilado artificialmente»

El «Xian Tian Ba Gua» se supone fue descubierto por Fu Xi [2]. El Rey Wen [3] lo modifico según el Luo Shu y se conoce cómo «Hou Tian Ba Gua». Esto es el centro de controversia alrededor del hemisferio sur que proviene de si consideramos el Ba Gua simplemente como un plano de energías.

Cómo el estudio de Feng Shui surge en China, muchos principios se refieren a los aspectos geográficos de la China central. Es natural pensar que el Ba Gua fue creado teniendo como base el clima de China.

La energía de calor proviene del Sur, que es el palacio Fuego del Ba Gua, el cual fue asignado al Sur por el Rey Wen. La parte Este de China tiene más vegetación que el Oeste dónde debe haber más minerales. El Rey Wen le asignó el palacio del Trueno al Este, el palacio del Viento al Sureste y los dos palacios tienen una naturaleza rica en madera. Además asignó el palacio de Lago al Oeste y el palacio del Cielo al Noroeste ya que los dos palacios son ambos de naturaleza metal. Hay abundante reserva de agua al Norte en forma de hielo y no es coincidencia de que el palacio del Agua se sitúe al norte. Los sectores restantes, el Noreste y el Sureste tienen asignados el palacio Montaña y el palacio Tierra respectivamente. Ahora en la mayor parte del hemisferio sur, la energía de calor proviene del norte, mientras que el sur es el hielo de la Antártica. ¿Deberíamos modificar el Ba Gua?

Si, si consideramos el Ba Gua como el mapa de las diferentes energías: N, NE, E, SE, S, SO, O, NO. Pero no lo es. El Ba Gua es mucho más que eso. Antes de discutir el Luo Shu, tratemos de contestar a la pregunta, «¿debería modificarse el Ba Gua en diferentes puntos de la tierra?»

La razón por la cual tenemos cuatro estaciones es a causa de la altitud del sol en diferentes períodos del año. Se puede crear un mapa para localizar las diferentes fuentes de energías. Si vamos hacia el área tropical la energía calor domina durante todo el año. Si vamos hacia el polo norte, domina la energía agua. El mismo mapa se usa, pero las diferentes energías varían. Si vamos hacia el hemisferio sur la situación es a la inversa. Es justo dibujar el mapa de la siguiente forma.

En el ecuador y alrededor del ecuador domina la energía fuego. La energía fuego nos llega de las diferentes direcciones además de otras energías. La razón por la cual en el área del trópico las enfermedades se extienden con más facilidad es porque la energía fuego alimenta a las estrellas malignas #2 y #5. También las áreas tropicales son más productivas porque la energía fuego, alimenta a la buena estrella #8.

El mapa que describe las energías base de las ocho direcciones varía con la latitud. Si consideramos el Ba Gua como el mapa de energías del clima de un área local, cada localidad debería tener su propio Ba Gua. Habría un número infinito de Ba Guas en lugar de sólo dos, uno para el norte y uno para el sur. El Ba Gua, mirado de ésta forma, no es lo que estudiamos en feng shui. De hecho, es mínimo comparado con el «Luo Shu» que es el mapa real de energías de todas las fuentes – solar, magnética, cósmica,….

  1. El Luo Shu

El Luo Shu es la figura de las nueve estrellas que gobiernan en diferentes tiempos. Mucha gente piensa que son las estrellas de la Osa Mayor. Lo que no es cierto. Hay billones de estrellas en el universo. ¿Por qué son esas estrellas y no otras [4] las que afectarían el feng shui de un lugar? Además, la Osa Mayor no puede verse desde muchos puntos del hemisferio sur. ¿Quiere eso decir que el Feng Shui no puede aplicarse allí? A los chinos de la antigüedad les gustaba mucho usar el nombre de estrellas de la astrología [5] y era natural que los maestros de feng shui usaran también esos nombres. Yo diría que los nueve números representan a nueve clases de energías que varían con el tiempo. Esas energías existen en el universo y pueden calcularse en un área según su posición relativa, de las montañas y el agua [6]. Para casas, definimos el «mapa de energías» con la orientación de la casa y también con el año de construcción [7].

El Luo Shu se dice que fue descubierto por el emperador de la Dinastía Xia en el caparazón de una tortuga del río Luo. ¿Podría ser un dibujo de una nave espacial que visitó la tierra en esa época? No sería imposible y sería más verídico que la historia de la tortuga.

Ya que la fórmula contenida en el cuadrado mágico Luo Shu se refiere a energías, no necesita modificarse. El norte es el norte, no importa en qué lugar de la tierra se sitúe usted, excepto quizás en los polos norte y sur. De hecho, la tierra es sólo un grano de polvo en el universo.

La Magia del Luo Shu

  1. ¿Qué efectos trae la modificación del Ba Gua?

Si el Ba Gua es el mapa de energía base de un lugar tomando en cuenta la fuerza de los cinco elementos en las ocho direcciones entonces necesita modificarse según la latitud del lugar, los vientos y otras condiciones climáticas.

El Luo Shu es el mapa de energías de un lugar definido por la posición de las montañas y aguas. Si el lugar es una casa, será definida por la orientación y el año de construcción de la casa. No necesita modificarse.

Modificar el Ba Gua afectaría la clase de energía de la tierra y las ocho direcciones. Cómo que el Luo Shu no se modifica, la posición de las estrellas en el mapa no cambia.

Cuando estudiamos el feng shui de una casa, son las estrellas fachada y asiento las que juegan el papel más importante. La estrella fachada es responsable de la prosperidad mientras que la estrella montaña es responsable de la salud de los habitantes de la casa. La estrella tiempo es la energía base en ese lugar.

La naturaleza básica de una esquina de la casa puede ser compatible o incompatible con las estrellas. Ello afectará a las estrellas de ése lugar de la casa. Casas con el mismo mapa de estrellas pueden variar según el lugar.

  1. La Escuela de las Ocho Casas

Ésta escuela de feng shui usa lo que llamamos «Ocho Estrellas Errantes»:

Cuatro estrellas favorables:
Sheng Qi (Energía) · Tian Yi (Doctor celestial) · Yan Nian (Longevidad) · Fu Wei (Estabilidad)
Cuatro estrellas dañinas:
Jue Ming (Muerte) · Wu Gui (Cinco fantasmas) · Liu Sha (Seis demonios) · Huo Hai (Desgracia)

La ubicación de ésas estrellas se basa en fórmulas relacionadas con el Xian Tian Ba Gua y los números del Luo Shu. Cómo que no podemos modificar el Xian Tian Ba Gua y el Luo Shu, el feng shui para el hemisferio sur no debería modificarse.

  1. Conclusión: 

    El sentido común nos dice que hay diferencias entre los hemisferios norte y sur. El Feng Shui es puro sentido común y naturalmente es más que sentido común. En el hemisferio norte, nos gusta edificar casas en la ladera sur de una montaña y decimos que tiene buen feng shui en el sentido que recibe buena energía. ¿Podemos hacer lo mismo en el hemisferio sur? En el hemisferio sur los vientos y las corrientes del océano son diferentes de los del norte. Sabemos que viento y agua son dos ingredientes en Feng Shui.

    ¿Por qué entonces decimos que las teorías del Feng Shui usadas en el norte pueden ser aplicadas en el sur sin modificación? ¿Es arrogancia? La respuesta es simple: Los principios son los mismos. Lo que cambia son las formas (el entorno), no la tabla de estrellas. Debemos aceptar que hay diferencias y que son necesarias algunas modificaciones. Es cierto que las fórmulas no cambian. Las áreas que necesitan cambios son las formas que afectan a las estrellas. Debemos saber cuáles son, y que no debe cambiarse y porqué.

    Los maestros del Feng Shui que nos traspasaron el arte del Feng Shui en forma de escritos no tenían experiencia en otros lugares que China (Central). Nuestra hipótesis de que el Feng Shui puede practicarse con los mismos métodos en todas partes del mundo con solo pequeños cambios según intensidad de las energías de varias direcciones, es sólo una deducción lógica. Debe ser confirmado por experimentos.

  2. [2] Fu Xi fue el legendario primer Emperador (A.C. 3322?)
    [3] King Wen fué el fundador de la Dinastía de Zhou (A.C. 1143).
    [4] Master Lai Bu Yi (La Dinastía Song) usó las 28 constelaciones también.
    [5] El mismo nombre de Las nueve Estrellas de la Osa Mayor, usados supuestamente en el Zi Wei Dou Shu fundado por Chen Bo en la Dinastía Song temprana.
    [6] El método conocido como «Da Xuan Kong»
    [7] Curso de Feng Shui por Correspondencia Curso Nivel Avanzado por Joseph Yu.
    Los libros de referencia y artículos

© Joseph Yu, 1997. Derechos Reservados.
Traducido por Olga García.

Armonía en tu nuevo hogar

Armonía en tu nuevo hogar

Revista DeNovios , Nº 61, Julio 2005, Chile
Reportaje a Lucía Boero
Por Catalina Angulo Kenrick

El Feng Shui y es una técnica milenaria que estudia cómo nos afecta todo aquello que nos rodea, desde las calles, los edificios, las montañas y los ríos, hasta la estructura de la vivienda o lugar de trabajo, la ubicación de un baño, un dormitorio, o la cocina. A continuación, te entregamos una guía práctica de cómo aplicarlos a tu primer hogar de casados.

¿Qué secretos esconden los lugares que habitamos que son capaces de afectar nuestro estado anímico, salud o nuestra «suerte»? Con frecuencia encontramos casas, oficinas o espacios en general que nos producen estrés, irritación o, por el contrario, tranquilidad, alegría y sensación de estar protegidos.

Y aunque todo esto parezca una locura inventada por nosotros, hay artes o ciencias -como el Feng Shui- que explican con fundamentos lógicos el porqué de todas estas sensaciones, y nos enseñan que es posible determinar la distribución y decoración más favorable de un espacio a fin de lograr que la energía vital sea más favorable y nutritiva para sus habitantes.

 

¿Qué es el Feng Shui?

El Feng Shui es el arte chino milenario que se encarga de armonizar la energía de los espacios en que vivimos para que su influencia sobre las personas sea favorable. La experta en Feng Shui clásico, Lucía Boero, explica que 3 mil años antes de nuestra era los chinos descubrieron que las casas tenían campos de energía que influían sobre las personas que allí vivían, y es así como nació esta disciplina.

La especialista explica que el Feng Shui trabaja de la mano con 4 herramientas: el Chi o energía vital que está en todas partes; el ying y el yang, que son los dos opuestos complementarios que rigen todo en la vida (frío y calor, arriba y abajo, blanco y negro, etc.); los cinco elementos chinos (madera, fuego, tierra, metal y agua), que son las herramientas con las que se puede lograr la armonización en la casa; y el mapa bagua, que (definir).

En base a esto, Lucía Boero entrega algunos consejos prácticos para ayudarte a formar tu primer hogar:

Para elegir tu primera casa
  • Las calles tranquilas y sin mucho tránsito son mejores para lugares residenciales, pues el ruido y la congestión

    Ver Fundamentos «Los cuatro animales celestiales», Asentamiento Ideal

    provocan mucho estrés en los ambientes de tu hogar.

  • Es ideal que tras la casa exista una protección, un respaldo como una montaña, por ejemplo, y que al frente tenga una vista despejada.
  • Si se trata de un edificio alto, trata de elegir los pisos intermedios pues los más altos carecen del magnetismo de la tierra y en los más bajos se siente «mucho peso» sobre los hombros.
  • Evita elegir una casa que tenga cerca postes de alumbrado, torres de alta tensión o grandes antenas, pues se produce un Chi negativo.
  • Las áreas sociales de la casa pueden estar más descubiertas, cerca de ruido y movimiento, pero los dormitorios -que son espacios de intimidad- deben estar más al fondo y protegidos.
  • Los pasillos largos no son buenos porque el Chi negativo se acelera en las líneas rectas. Una solución puede ser tener buena iluminación (puede ser artificial).
  • Siempre es preferible que el techo sea paralelo al piso. Las mansardas no son recomendables, especialmente si alguien duerme allí, pues la energía no fluye bien, se estanca.
  • No es recomendable que la cocina quede frente a la puerta de entrada de tu casa, ya que en ella se cocinan tus alimentos y por lo tanto es parte de tu salud. Por ello, no es conveniente que esté al paso de la energía exterior que viene entrando. Si no hay opción, es preciso mantener la puerta cerrada.
  • El lavaplatos y la cocina no deben estar frente a frente, pues se produce un conflicto entre elementos agua y fuego.
  • Las vigas en los techos de dormitorios producen cansancio y un mal dormir.

 

Para decorar tu hogar
  • Por regla general, tu casa debe tener objetos bellos, agradables a la vista, en armonía de colores y que

    entreguen buenos mensajes. Evita los cuadros y objetos que simbolizan dolor, enfermedad o guerras, pues estos emiten un Chi muy negativo.

  • Trata de colocar los muebles adosados a las paredes y no sueltos en el espacio. Por ejemplo, el sofá principal. Esto, ya que es mejor tener la espalda protegida y tener un control visual de todas las áreas.
  • La distribución de los muebles debe permitir siempre el tráfico cómodo de las personas sin que se estén topando con los objetos, ya que tal como te mueves por la casa ocurre lo mismo con la energía.
  • Las mesas cuadradas simbolizan estabilidad y solidez.
  • En el dormitorio, la cama debe estar apoyada sobre una pared y no debajo de una ventana.
  • Ubica tu cama de modo que desde la cabecera puedas tener control visual de la puerta. Nunca debe estar dando espaldas a la puerta.
  • Los pies no deben quedar justo frente a una puerta.
  • No duermas rodeado de objetos electrónicos ya que éstos producen una sobre estimulación y no se logra un buen descanso. Si no logras sacar la televisión del dormitorio, trata de taparla o desenchufarla en la noche.
  • Trata de favorecer los colores suaves y pasteles en tu dormitorio y de proteger con cortinas gruesas, de modo de lograr tranquilidad en su interior.
  • Las flores y plantas frescas entregan energía muy positiva. Si quieres poner flores secas o artificiales cuida que estén siempre en buen estado, de lo contrario comenzarán a estancar la energía.
  • Los sonidos metálicos (móviles de tubos metálicos al viento, relojes de péndulo o música de piano) brindan una excelente energía, además de limpiar y desbloquear la casa de Chi negativo.
  • Deshazte de las cosas que no necesitas; no las guardes, pues al dejarlas partir haces espacio para que te lleguen cosas nuevas.

Pin It on Pinterest